Repudio

Quiero expresar mi repudio absoluto al ataque sufrido por la Vicepresidenta Cristina Fernandez de Kirchner.

Ninguna diferencia política justifica el uso de la violencia y mucho menos un ataque contra la vida del otro.

Cualquiera que haya sido la causa, el hecho debe ser esclarecido de inmediato por el Poder Judicial.

En 1983 todo el pueblo argentino decidió vivir en paz y aceptando las reglas de la democracia. Este hecho no nos puede volver, ni siquiera a recordar, esos años oscuros de nuestro país.

Desde mi lugar, repudio energéticamente nuevamente este acto, y por sobre todo, aliento al diálogo, al debate, entre todos los habitantes de la comunidad, para terminar de una vez, con esta grieta que tanto daño ha hecho a los argentinos.